El plan de trading

El plan de trading es un modelo de negocio es una representación textual o gráfica de todos los aspectos de una organización en el que se incluyen los objetivos de la empresa, la actividad de la misma y las acciones necesarias para alcanzar los objetivos. En el caso del trading, cada uno debe diseñar su propio plan de trading en el que indique los objetivos que quiere cumplir, los medios de los que dispone, las acciones que va a realizar para alcnazarlos y, los activos y el mercado en el que va a centrarse para desarrollar su estrategia.

Realizar trading debe ir acompañada de un plan de trading y una planificación que nos indique la viabilidad de la actividad, siendo necesario determinar un método de trading.

Además de definir los activos y los mercados sobre los que vamos a operar, debemos conocer las herramientas y los medios de los que disponemos para acceder al mercado. Estamos hablando de los brokers y de las plataformas de graficación. Los brokers son los intermediarios y quieres nos proporcionan la información para realizar el análisis de los precios mientras las plataformas de graficación son las herramientas que traducen la información para poder analizarla tal y como la vemos en nuestras pantallas.

El método de trading

El método de trading se refiere a las reglas que van a definir la actividad en los mercados financieros. Entre estas reglas se encuentran los filtros de valores, las entradas, las salidas o el modelo al que se ajusta el mercado en el que estamos operando, es decir, se define el método que rige las decisiones de inversión.

Las decisiones de inversión suelen configurarse según los modelos diseñados para ajustarse a la realidad. A través de la observación es posible identificar comportamientos del precio que, si se repiten en distintos activos y en distintos momentos de tiempo según determinadas circunstancias, podremos modelizar ese comportamiento y ajustarlo según el cumplimiento de una serie de reglas.

Podemos definir el plan de trading como el recetario o la hoja de ruta que vamos a utilizar para especular en los mercados financieros. La idea que debe persistir es que debemos alejarnos todo lo posible de operar en base a sensaciones o intuiciones espontáneas no programadas, que sin duda, no serán sostenibles en el medio plazo.

De hecho, ése es el objetivo del plan de trading: eliminar la emocionalidad de la inversión, ciñéndonos rigurosamente a una mecánica concreta que no deja lugar a dudas, que está envuelta de una lógica aplicable a los mercados y que durante la etapa de testeo (paper trading, demo o inversión con dinero virtual), se ha demostrado exitosa.

Cómo hacer un plan de trading

El plan de trading debe abordar con total detalle lo siguiente:

  1. En qué mercados voy a operar (DAX, petróleo, EUR/USD, S&P500…)
  2. En qué horarios voy a operar
  3. En qué minutaje de gráficos (time frame) y con qué tipo de gráficos (velas japonesas, velas heiken ashi, barras…)
  4. Qué patrones concretos, indicadores, osciladores, lectores de volumen, morfología de velas, voy a utilizar para leer el mercado. Tengo que establecer la lógica y el esqueleto de mi estrategia, si voy a intentar perseguir la tendencia del mercado, a entrar en rupturas de niveles o en reversiones de la tendencia, o voy a operar cuando el mercado está lateral, o todo lo contrario; o voy a entrar cuando se dé una agrupación de velas concreta con cierto volumen… Hay infinidad de posibilidades, muchas de ellas contradictorias, y debo tener claro cuál es la lógica que voy a emplear.
  5. De qué forma voy a entrar a mercado. Esta es probablemente una de las cuestiones más importantes, al tener que elegir el cómo voy a combinar los puntos dos y tres para trazar una estrategia que me indique dónde debo abrir una posición.
  6. Qué tamaños de posiciones voy a tomar. Es decir: cuánto dinero voy a invertir en cada operación que abra, y cómo va a ir incrementándose el tamaño de las posiciones en función de si voy teniendo más o menos éxito. Por ejemplo: si llego a duplicar el tamaño de mi cuenta… ¿debo también duplicar el tamaño de mis posiciones?
  7. Cómo y cuándo voy a cerrar una posición que me reporte beneficios. Cuántos puntos, o qué porcentaje, o qué aspecto debe de tener el gráfico para que decida cerrar una operación con ganancias.
  8. Y lo mismo, pero cuando la operación no sea un éxito y acumule pérdidas.
  9. Cuál es mi objetivo de beneficios o de pérdidas en un día, semana o mes, que me lleve a parar la operativa durante ese período de tiempo. Por ejemplo, si durante un mes voy teniendo una pérdida importante, tal vez deba detenerme, reflexionar y revisar mi plan de trading.